Publicidad omnipresente… aunque un poco menos

Con más de trece mil millones de euros invertidos en 2019 (13.145,6, según datos de Infoadex), el mercado de la publicidad continúa su paulatina redefinición provocada por por el entorno digital. Así, por primera vez, el pasado año los medios digitales pasaron a ser los principales destinatarios de la inversión publicitaria, con un crecimiento del 8,8% respecto al año anterior (2.296,2 millones de euros frente a los 2.109,9 millones de 2018).

No obstante, tras la inversión realizada en el entorno digital, es la televisión la que sigue copando los primeros puestos en cuanto a volumen de negocio. Aunque sufrió a lo largo de 2019 una caída cercana a los seis puntos (5,8%) frente al año anterior, lo cierto es que las cifras sitúan al medio televisivo como el preferido por los anunciantes, con 2.002,8 millones de euros invertido en publicidad. Un año más la televisión se alza como el principal medio publicitario entre los considerados medios tradicionales seguido por la radio (486,4 millones de euros, crecimiento del 1,1%), los diarios (533,8 millones de euros, decrecimiento de 0,8%), la publicidad exterior (423,3 millones de euros, aumento del 1,0%), las revistas (194,8 millones de euros, disminución del 14,5%), el cine (36,5 millones de euros, incremento del 5,2%) y los dominicales (26,6 millones de euros, decrecimiento del 7,8%).

Frente a los 5.951,8 millones de euros invertidos en publicidad en dichos medios, los anunciantes destinaron 7.193,8 millones de euros en otras variantes publicitarias. La publicidad en el punto de venta, el merchandising, la señalización y los rótulos incrementaron su presencia entre el público con 1.757,4 millones de euros invertidos, mostrando un crecimiento de un 1,4% respecto al año anterior.

El segundo lugar dentro de este grupo corresponde al mailing personalizado, con un 24,1% del total de la inversión (1.736,1 millones de euros y un decrecimiento del 9,7% respecto a 2019). La clasificación se completa con el marketing telefónico (1.585,9 millones de euros), los actos de patrocinio, mecenazgo y marketing social (566,1 millones de euros), el patrocinio deportivo (405,1 millones de euros), el brandend content (357,9 millones de euros), el buzoneo y los folletos (250,4 millones de euros), la publicación de anuarios, guías y directorios (132,8 millones de euros), la participación en ferias y exposiciones (78,9 millones de euros), la animación en el punto de venta (70,6 millones de euros), la inversión en influencers (61,8 millones de euros) y la impresión de catálogos (42,4 millones de euros).

Completa la lista los regalos publicitarios offline (40,5 millones de euros), las tarjetas de fidelización offline, (31,2 millones de euros), las publicaciones de empresa (27,6 millones de euros), los juegos promocionales offline (26,6 millones de euros) y la publicidad nativa, con 22,5 millones de euros.

Un mundo repleto de publicidad que, sin embargo, sufrió a lo largo de 2019 un decrecimiento de un 0,6%, pasando de 13.231,5 millones de euros invertidos en 2019 a los 13.145,6 millones de euros de 2019. Habrá que esperar a los datos de 2020 para ver cómo ha afectado al mercado la presencia de la pandemia y los sucesivos confinamientos de todo tipo que han ralentizado el consumo.

inversion pub